El Proyecto

Nuestra casa quiere ser un segundo hogar para los niños o niñas de las familias que busquen una conciliación laboral o una alternativa a la educación tradicional. Hemos adaptado, ambientado y asegurado nuestra vivienda para recibir el máximo de 4 -5 niños y /o niñas, ofreciendo un espacio donde puedan compartir con otros la experiencia de crecer en armonía, en un ambiente familiar, seguro, confortable, pleno de afectividad y libre de estrés.

Nuestra casa esta situada en la derecha del Eixample, es un piso grande y antiguo, con ambientes muy luminosos y espaciosos. Debajo hay un hermoso parque que se puede apreciar desde unos de los balcones, con toda posibilidad de hacer paseos y actividades al aire libre.

La actividad diaria más importante es el juego libre, que es “la actividad esencial de la infancia” pues es una actividad natural, espontánea y placentera que contribuye poderosamente al crecimiento y desarrollo integral de la personalidad .

Todos los juguetes son muy sencillos para potenciar la imaginación del pequeño. Practicamos el reciclaje, dando nuevas vidas a productos de desusos.

Los referentes pedagógicos en los que nos basamos como madres de día son múltiples:

María Montessori, Emmi Pickler, Waldorf, Rebeca Wild, Hmas Agatzi, etc, aunque todas son pedagogías centradas en el respeto hacia el niño o niña , en sus necesidades e intereses, todas consideran imprescindible la actividad infantil, que surge de la espontaneidad y de su curiosidad natural, además del hecho de que crezcan en libertad, potenciando su autonomía.

Como acompañante confío en las capacidades de los niños o niñas, en sus propios ritmos, respetando la individualidad de cada uno/a. , en sus necesidades y en sus deseos.

Trabajamos conjuntamente con las familias para conseguir la armonía entre lo que vivencia el niño o niña en nuestro espacio y lo que vive en su propia casa.