¿Quién Soy?

Soy Ana Claudia De Cian, Nací en Buenos Aires, tengo 47 años, vivo en Barcelona desde hace 8 años.

Soy la segunda de seis hermanos, de una familia clásica y de clase media donde ambos padres trabajaban . He crecido a las afueras de la cuidad, un lugar de campo, rodeada de mucha naturaleza. Tuve la posibilidad de experimentar y crear juegos que generalmente compartía con mis hermanos y vecinos de la zona.

Mi educación, una Escuela Rural, donde se impartía el Método Montessori, el cual vengo a descubrir cuando comienzo a estudiar la Educación viva/ libre.

Durante mi adolescencia, ya en la Ciudad; y casi hasta los 30 años, trabaje de Monitora con niños/as de 3 a 5 años, en casales de verano y durante el año los fines de semana.

Mi desarrollo profesional fue en una multinacional, mi cargo Control de Gestión del Equipo Comercial a nivel nacional. Mientras fui incursionando en diferentes cursos de Psicología, práctica de PNL. Me gustaban la resolución de conflictos, el ayudar y acompañar a las personas y dar aliento a emprendedores.

En España, me reciclo, y vaya descubrimiento!, de adolescente con una amiga teníamos la gran idea de montar una guardería… y me inspiraba el hecho de trabajar en educación.

Aunque pensaba en un modelo más autóctono, más personalizado, cuidando de las necesidades verdaderas del bebe / niño, libertad de acción y a su ritmo (con horas libres para el juego, donde el descubrimiento y la exploración sean su principal tarea diaria, horas al aires libre y en espacios grandes y/o abiertos). Me hacia ilusión recordar mi infancia, y sentía que eso no se podía dejar atrás que los niños o niñas de hoy tienen derecho a disfrutar de su niñez, que los ritmos de las sociedades modernas son exigencias muy grandes para un bebe.

— y allí una amiga me comenta de la idea de cuidar niños/as en su casa que se lo contó su hermano… un servicio que se usaba en resto de Europa—- y se sembró una semilla en mí.

Seguía de canguro, esto me permitió ver escenas y situaciones de stress y malestar en los pequeñ@s; lo veía a la salida de las guarderías, colegios e incluso en los parques. Me preocupaba y se iva aclarando mi visión, “los niños llevan ritmos de adultos”, que puedo hacer o como puedo aportar algo para mejorar el día a día de algunos niños o niñas.?? Descubrí la profesión en resto de Europa, “Madre de Día”.

Feliz de haberme decidido: quiero ser Madre de Día. !! Hoy presento el proyecto “La Casa de Ana, Hogar de Crianza Respetuosa”, donde haremos este hermoso trabajo de crecer jugando, desde el respeto y la tranquilidad cuidaremos sus emociones su espacio y su tiempo brindándoles amor.

A partir de Septiembre 2015, acompañaré con mucho respeto y afecto a los bajitos de las familias en la tarea de crecer y desarrollarse, en el ritmo del día a día, paso a paso y cada cosa a su tiempo, el tiempo de ellos !!. El tiempo de jugar, descubrir, explorar, divertirse mientras se aprende.

Apoyaremos y trabajaremos con las familias mientras continuamos en el camino del crecer juntos, compartiendo experiencias, dudas, temores, alegrías, progresos y complicidad.